Joomla TemplatesWeb HostingFree Joomla Templates
Inicio Cuento Zapatito de cristal y otras insolencias
Información: Su navegador no acepta cookies. Para agregar un libro a la cesta debe activar las cookies en su navegador.
PDFImprimirE-mail

Zapatito de cristal y otras insolencias

( Alfredo Montaño )

Zapatito de cristal y otras insolencias
Ver imagen grande


$100.00


Viñeta

Alfredo Montaño (Colima, 1954), narrador y poeta, es editorialista, reportero cultural, productor y editor de revistas y programas radiofónicos culturales; coordina talleres de lectura, periodismo, poesía y cuento. Es autor del cuaderno de relatos La agresión (1983), del poemario Del agua mansa (1985), del libro de cuentos y novela corta Las cenizas de los sueños (1990) y de la novela histórica Andanzas del indio Vicente Alonso (1995).
 


Viñeta

De Alfredo Montaño, el poeta Óscar Oliva indicó, hace doce años, que este escritor colimense, formado intelectualmente en la ciudad de México, también se formó en las tareas arduas y cotidianas del periodista, donde fue «aprendiendo una escritura rápida, precisa, muy certera, que, estoy seguro, debe haberle ayudado en sus cuentos y poemas, porque también es un poeta». Lo que entonces más le cautivó a Oliva de los cuentos de Montaño fue el lenguaje. Coincidieron él y José Agustín en que se trata de un lenguaje poético, de corte erótico y en algunas ocasiones político, sin ser panfletario o demagógico. Y concluían que, aun con un tratamiento distinto, sus cuentos están totalmente integrados, son unitarios, pues Montaño retorna la orientación de los maestros de este género clásico. Lo hace a su manera y, sobre todo, con un estilo muy peculiar que él ya ha encontrado. 
     En Zapatito de Cristal y otras insolencias, la prosa de Montaño, una vez más, atisba hacia los confines de lo intemporal, aunque plantada en realidades que debemos conocer y es necesario cambiar, a través de personajes que están al borde de algo, siempre en el precipicio y a punto de desatar un vendaval espiritual o de tipo social, recreando el lenguaje de la calle, lleno de picardía, con elementos poéticos que, por descuido, son desdeñados como clave de una literatura más ambiciosa. 
     Editorial Praxis rescata y pone hoy al alcance de los lectores este nuevo libro de cuentos inéditos de Montaño, para constatar lo que ya José Agustín anticipaba: que por ser Alfredo un destacado autor entre los colimenses, tendríamos que esperar mucho de su producción futura.

 


Viñeta

 

 

Ramón Moreno Rodríguez

Este nuevo libro de Alfredo Montaña (Colima, 1954) reúne 10 textos breves de prosa de ficción donde repasa las aventuras adolescentes de unos jóvenes preocupados por transformar el mundo o por agandallárselo. Estos jóvenes se nos entremezclan en cada una de las historias que vamos leyendo, pero al final del libro vamos descubriendo las diferencias entre unos y otros. Las líneas divergentes y los vasos comunicantes al final quedan claros; como un mapa ideológico y de época, la lectura nos muestra a los jóvenes asimilados al sistema, pero también a los inconformistas; a los provincianos y a los citadinos; a los ricos y a los pobres. Al final todos confluyen en un espacio. ¿Qué hacen con sus vidas recién emancipadas de los adultos? El resultado entre un grupo y otro es más o menos homogéneo; es la visión pesimista, entre irónica y burlona, de alguien que ha visto pasar su propia adolescencia con cierto desencanto. Si unos jóvenes son gangsteriles en su forma de relacionarse y otros, por el contrario, son idealistas que quieren hacer una revolución de izquierda para llevar la justicia al mundo, no importa tanto; lo fundamental es que todos son movidos por impulsos muy íntimos y personales, y al referir Montaño Hurtado esos actos no deja uno de notar la ironía desde la cual cuenta los hechos. ¿Es pesimismo o amargura de nuestro autor ver así a los jóvenes? No; es principio de realidad. En la adolescencia se cometen muchas estupideces y estos jóvenes son con frecuencia estúpidos, no importa que sean de izquierdas o de derechas.
     Ahora bien, a pesar de lo dicho, hay sus diferencias. Es evidente que son dos grupos disímiles y que normalmente no intervienen unos contra otros, son dos clanes que se miran, se muestran los dientes y cada uno se va por su lado a echar a andar su propio proyecto. En ocasiones cuando confluyen o inevitablemente se tienen que enfrentar, son los de izquierda los que llevan la peor parte («El puente de piedra»). En la mayoría de los casos vemos a cada grupo en su propio ámbito, realizando lo más íntimo o valioso que puede hacerse, según su perspectiva de la vida: golpear a patadas a otros («Zapatito de cristal») o fornicar hasta extenuarse («Tu amor es un periódico de ayer»).
     En esta su quinta obra publicada Alfredo Montaña incorpora algunos nuevos elementos estilísticos y reafirma otros. Por ejemplo, lo más notorio de su prosa es la creación de un deliberado circunloquio, caótico (aparentemente) que afirma un claro diálogo con la prosa de José Revueltas y que tiene su origen, más atrás, en los monólogos interiores creados por los surrealistas. En efecto, la primera seña de identidad del estilo de Alfredo Montaño se encuentra en la lectura que desde muy joven hiciera de la compleja y profunda prosa revueltiana; como en su maestro, la prosa de Montaño es hirsuta, difícil, exigente, cerebral. La base del monólogo interior en la cual se sustentan las historias aquí narradas cumplen una función primordial y tiene que ver (el uso del monólogo) con la visión del mundo que el autor tiene, en muchos sentidos es su propia teoría literaria.
     Me explico; las complejas relaciones humanas, las grandezas o villanías de las personas las expresa mejor Montaño cuando pone a su narrador o a su personaje a pensar, y vemos (mejor sería decir oímos) al personaje pasar de un asunto a otro sin mayor conexión lógica entre las cosas que discurren por su mente. Y no tiene que ver tanto con que el personaje piense cosas pequeñas o mezquinas y eso lo delate, sino más bien con la conexión de un asunto con otro. Por ejemplo, en el cuento «El apalcuate, el coralillo y la boa: su propio método» se empieza por citar un aforismo de Ciorán, por cierto muy bueno, en el que se dice: «Para ponerse profundos, basta sacar a relucir sus propias taras»; de ahí se pasa a la reflexión sobre la reflexión, el quid para escribir una obra maestra, el pensamiento filosófico, el lenguaje, el proceso de creación literaria, las frustraciones personales, etc., hasta terminar por contar el extraño vínculo que el personaje tiene con estos reptiles. ¿Qué relación hay entre todo lo monologado y las serpientes?: todo y nada. Nada, porque como vemos, se pasa de un asunto al otro sin lógica alguna. Ese saltar de una cuestión a otra nos sirve a los lectores para que se nos evidencie la complejidad mental del personaje. A través de este monólogo interior sabemos que el personaje puede pensar al mundo y encontrar conexiones en cosas en las que jamás nosotros encontraríamos vínculo alguno. 
     En el campo de las innovaciones estilísticas podemos señalar la combinación de un lenguaje «estándar» (por llamarlo así) con un lenguaje rico en regionalismos. El hecho de narrar historias en las que se imbrique el lenguaje regional con el literario implica un gran esfuerzo, ya que la sola superposición de ambos no es la mejor solución, sino que se le debe dar un tono de fluidez y naturalidad, objetivo que logra claramente Alfredo Montaño.

Así pues, tenemos en Zapatito de Cristal y otras insolencias la reafirmación de un estilo, unos temas, unos ámbitos que dan perfil y solidez al oficio de escritor que desde hace ya 20 años ejerce Alfredo Montaño, caso raro en Colima. Por otro lado, nuestro autor incorpora nuevos elementos que enriquecen y hacen más interesante la lectura de su obra.

 


 

 


:

:

:

Disponibilidad

Entrega en:

3 a 5 días

Opiniones de los usuarios:

No hay opiniones para este libro.
Por favor, regístrese para escribir una opinión.



Géneros
Autores
Información: Su navegador no acepta cookies. Para agregar un libro a la cesta debe activar las cookies en su navegador.


Cesta de libros
Tienda Praxis
Su cesta está vacía.